El “apócope” de la Decana

Apocope1_ICAM-649x311px

El “apócope” de la Decana.

Días atrás, publicábamos las graves acusaciones vertidas por prestigiosos periodistas contra la recién (apócope de recientemente) nombrada Decana Doña Sonia Gumpert.

Desde aquí se le ofrecía y sigue ofreciendo, la oportunidad de restituir la confianza – hoy en entredicho – que en su persona depositamos tantos y tantos abogados.

Pasa el tiempo. La bullanga crece, las dimisiones se suceden y, las pruebas no llegan. Y como no hay mejor defensa que un buen ataque, nuestra Decana “contraataca”.

No lo hace en defensa de sus cargos, como cabría esperar, sino para cuestionar el uso, ilegítimo según ella, de la denominación ICAM-Ético. Lo hace para salvaguardar los derechos e intereses de sus compañeros colegiados. Los que quedan. Y lo hace por Burofax cuyo coste, mayor o menor, paga el Colegio. Es decir, nosotros todos los abogados.

A este respecto, quien les escribe, también les participa que para predicar con el ejemplo, ha consensuado cambiar la “perniciosa” denominación “Asociación ICAM-ético” por la denominación “Asociación de Abogados por un ICAM-ético”. Dicha modificación evitará la cruzada de nuestra Decana contra esta asociación que tengo el honor de presidir y sobre todo, cualquier posible perjuicio al Ilustre Colegio de Abogados de Madrid.

Con anterioridad a esta decisión del cambio de denominación social, la Asociación de Abogados por un ICAM-ético llegó a contabilizar un número de entidades tanto nacionales como extranjeras, más que considerable, cuya razón social y/o denominación comercial atienden al acrónimo, que no apócope, de ICAM. Ardua labor litigiosa, la que a nuestra Decana se le avecina, también contra todas estas personas jurídicas.

Pero la cosa no queda aquí. En el marco de un contexto menos formal, concretamente desde una conocida red social, nuestra Decana haciendo un evidente desconocimiento de la lengua – impropio de quien merece ostentar un cargo semejante-, acusa a esta asociación del “uso ilegítimo del apócope ICAM”.
No estando entre las competencias de esta asociación el impartir clases de lengua Española, instamos a nuestra Decana a que consulte el diccionario de la RAE (1) para que tome conciencia del desatino.

Y a los dimes y diretes de nuestra Decana y por la misma vía social, se suman las acusaciones de D. Javier Íscar. No nos referiremos a él del modo en que él lo hace respecto a este humilde servidor. No “un tal Javier Íscar” sino Don Javier Íscar, quien me acusa de pretencioso por autocalificarme “ético”.
Señor Íscar, querer ser ético es algo a lo que todos deberíamos aspirar. No es presuntuoso quien busca enaltecer los valores y la moral que deben regir en la conducta humana, en el desempeño de cualquier función. Y la ética como valor que es, no existe por sí misma, necesita depositarios en quien descansar. Y por puesto, si no hay una actuación ética, entonces la ética se pide y exige, y con más fuerza a quien ejerce un cargo institucional.

La conclusión final, la verdad pese a vanos esfuerzos por enmascararla, es la evidente falta de liderazgo de quien ostenta el decanato. Un liderazgo que de ser ético debería demostrar: Carácter, credibilidad, comunicación, conocimiento, compromiso y comprensión. Ejercido con humildad y honestidad.
 
Fdo. Emilio J. Ramírez de Matos
Presidente de la Asociación Abogados por un ICAM-ético.
 
1. (apócope: En gramática, una apócope (del griego apokopé < apokopto, “cortar”) es un metaplasmo donde se produce la pérdida o desaparición de uno o varios fonemas o sílabas al final de algunas palabras (cuando la pérdida se produce al principio de la palabra se denomina aféresis, y si la pérdida tiene lugar en medio de la palabra se llama síncopa). Era figura de dicción según la preceptiva tradicional.
El género de esta palabra es femenino.)
 
Descargar pdf-Buro-Fax Decanapdf



Descargar pdf. Presidente Asociaciónpdf



Descargar pdf-Ministeriopdf




logos-ICAM's

Captura de pantalla 2013-10-01 a las 10.55.37

Captura de pantalla 2013-10-01 a las 10.56.03

Captura de pantalla 2013-10-01 a las 10.55.15

, , , , , , , , , , , , , , , , ,

16 Respuestas a El “apócope” de la Decana

  1. Irene 06/10/2013 en 6:39 pm #

    La Sra. Gumpert envía un burofax y el dia 23 de septiembre descalifica a la asociación de abogados con fines éticos públicamente en el pais y en twitter, todo ello sin esperar a que asociación le responda, y con obediencia, como lo ha hecho. ¿Qué más se puede pedir? Claro, así pasa, que desde su puesto, se ampara en los colegiados y en la corporación y se muestra como una victima objeto de persecución. ¿Pero, por qué no actúa con respeto a sus compañeros colegiados del Icam públicamente? Tanto miedo y obstinación no se entiende.

  2. Manuel P. 06/10/2013 en 7:46 pm #

    Y quien no se atreve a reconocerse a sí mismo su ética es que no se la encuentra.

  3. Alfonso 06/10/2013 en 7:48 pm #

    La difusión Pública es una vía de doble dirección.

  4. Alfonso 06/10/2013 en 9:09 pm #

    No debería estar nuestra Decana mas preocupada en otras cosas, como en empezar a cumplir su programa. En vez de gastar recursos y dineros del colegio en este tipo de batallas estériles, encima con errores como el denunciado, que no favorecen mucho la imagen de la profesión menos en la situación que esta el ICAM.

  5. Julia 07/10/2013 en 8:28 am #

    Creo que Alfonso tiene razón, preferiría que en lugar de estar dando notas de prensa y enviando cartas personales a cada colegiado, para responder a las lógicas críticas que cualquier organismo tiene, deberían preocuparse de cumplir el programa que tantos colegiados ansiamos se cumpla.
    Cada vez que veo a los miembros de mi Junta de Gobierno, responder en redes, me parece estar viendo a niños en un patio de Colegio, enfadados y acudiendo al pueril y ” tu más”, impropio de la Junta de un Colegio como el Colegio de Abogados. Dejense de chiquilladas y a trabajar, por favor.

  6. Carlos 07/10/2013 en 8:36 am #

    Más allá de si es correcto o incorrecto el uso del acrónimo ICAM por un grupo de abogados del ICAM para expresar su voluntad de luchar por la ética en su colegio, está esa misma voluntad. Si la sociedad civil se implicara más en luchas éticas y en la exigencia de que los elegidos cumplan con lo que prometieron cuando eran candidatos, posiblemente la deriva del país sería diferente. Es una costumbre muy fea que los gobernantes, sean del país, sea de una corporación o de una asociación, actúen como oposición de la oposición. Quien tiene el poder ha de ejercerlo con transparencia y sujeción a lo que prometió durante la campaña electoral. Lo demás son cortinas de humo para esconder sus incumplimientos.

  7. Joaquin 07/10/2013 en 8:42 am #

    La Decana deberia responder los cuestionamientos de su gestión manera concreta y directa, sin distraer a los colegiados victimándose ante los medios de comunicación. A preguntas directas respuestas directas y concretas.

  8. Victor 07/10/2013 en 9:20 am #

    No acabo de entender el interés de la decana y la junta del ICAM en atacar a vuestra asociación. Yo voté por Gumpert pero cada día me siento más decepcionado porque el cambio prometido no llega y los escándalos se suceden.
    Saludos

  9. Luisa Franch 07/10/2013 en 10:02 am #

    Yo tampoco lo entiendo Victor, o la ética le asusta, o tiene mucho que esconder, lo cierto es que yo llevo meses sin entender que esta ocurriendo en mi querido Icam.
    Y tal y como señalan Joaquin y Julia, ya esta bien de juegos cartitas y burofaxes, cumplan el programa señores de la Junta y no tendremos nada que exigirles, pero mientras no lo hagan, asuman sus errores.

  10. Jose Ignacio 07/10/2013 en 10:13 am #

    Pues estoy de acuerdo con Alfonso, yo la vote por sus promesas, y tiene narices que antes de cumplir ninguna de ellas se dedique a batallas personales

  11. Joaquín Ramón López Bravo 07/10/2013 en 10:28 am #

    Estoy de acuerdo con cuantos me preceden en estos comentarios. Sería más oportuno que la Junta del ICAM se dedicara a cumplir sus promesas y aclarar los puntos oscuros que a emprenderla con compañeros que sólo buscan claridad y buen gobierno. No llegan ni el cambio ni las aclaraciones y se suceden los escándalos. Esto sí es malo para todos.

  12. Mario 07/10/2013 en 10:30 am #

    Victor, será que no les ha dado tiempo aún a cumplir ninguna de sus promesas. Será sólo eso, cuestión de tiempo. Entre viaje y viaje, y por vergüenza torera, seguro que si se dan prisa pueden sacar tiempo de hacer algún cambio positivo en interés nuestro. Démosle más tiempo. Esta asociación, dicho sea de paso, goza de una valentía extraordinaria. Eso sí, a ver si ahora que empezáis y tenéis las ideas tan claras no os paran los pies, y os machacan antes de que os queráis dar cuenta. Tenéis muchos poderes fácticos oponentes, todos diría yo, simplemente por ser los llamados los “éticos”.

  13. Ana Gutiérrez 07/10/2013 en 10:43 am #

    Me gusta que hayáis colgado las comunicaciones, aunque reconozco que me causa desagradable sorpresa ver que los miembros de la Junta se prestan a increparos en estos medios de redes sociales. Ahora lo entiendo, y así nos va, no sólo su calidad jurídica, su calidad profesional, tanto y también cuestionada.

  14. Andrea Rodríguez 07/10/2013 en 12:19 pm #

    Aunque acrónimo es una palabra que conoce cualquiera, y más si es de la profesión, tampoco entiendo que la equivocación en su uso dé para tanto como para escribir un artículo. Ni con unos ni con otros, nunca he votado y visto lo visto nunca pienso hacerlo.

    • Alfonso 07/10/2013 en 3:11 pm #

      Estimada Andrea, no es sólo una equivocación, o mas propiamente hablando,la equivocación más importante no es la ortográfica. La equivocación fundamental es haber dado la espalda a quienes les votamos para que estén donde están, convirtiendo el programa que muchos con ilusión votamos, en papel mojado.

  15. Anabel Sánchez 07/10/2013 en 8:43 pm #

    Yo lo único que sé es que el cambio que nos ofrecieron no lo han cumplido. Y con eso, y a estas alturas, ya me basta para saber que me equivoqué. Sres. basta de justificaciones y victimizaciones, las verdaderas víctimas somos los colegiados porque hemos tenido que sufrir mes a mes a través de la prensa, y cuando dicen que nos informan, no son transparentes, no tienen ninguna credibilidad.

Deja un comentario

ASOCIACIÓN
“Abogados por un COLEGIO-ético”
Calle Reina Mercedes,22
28020 Madrid
CIF: G86855350
Tlf: 91 456 29 80
Email: info@colegio-etico.es

© 2013 Abogados por un COLEGIO-ético
Todos los Derechos Reservados.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR